Relatores de la ONU preocupados de que el “Decreto-Ley 35″ pueda socavar derechos a la libertad de opinión y expresión, a la libertad de reunión pacífica y de asociación, y a las actividades de defensores de los derechos humanos y de la sociedad civil en general

Relatores de la ONU preocupados de que el “Decreto-Ley 35″ pueda socavar derechos a la libertad de opinión y expresión, a la libertad de reunión pacífica y de asociación, y a las actividades de defensores de los derechos humanos y de la sociedad civil en general

Los relatores recomiendan a las autoridades cubanas que modifiquen las disposiciones del “Decreto de Ley No. 35 sobre las telecomunicaciones, las tecn

Gobierno cubano incrementa violaciones de derechos humanos en medio de pandemia de coronavirus
Consideraciones del OCDH sobre la implementación el Título III de la Ley Helms-Burton
Casi doscientas detenciones arbitrarias se registraron en Cuba en el primer mes del año

Los relatores recomiendan a las autoridades cubanas que modifiquen las disposiciones del “Decreto de Ley No. 35 sobre las telecomunicaciones, las tecnologías de la información y la comunicación y el uso del espectro radioeléctrico” y en su reglamento establecido en el DecretoNo. 42 y la Resolución 105/2021, «con el fin de definir de forma estricta y limitada los contenidos que pueden ser restringidos, en consonancia con el derecho internacional de los derechos humanos». En relación con lo cual, recomiendan que el Consejo de derechos humanos condene «inequívocamente las medidas cuyo objetivo deliberado es impedir u obstaculizar el acceso o la divulgación de información en línea, vulnerando el derecho internacional de los derechos humanos» y exhortan «a todos los Estados a que se abstengan de adoptar estas medidas, o cesen de aplicarlas” (A/HRC/RES/32/13).

A continuación distribuimos el Mandato hecho público por los Relatores…

Mandatos de la Relatora Especial sobre la promoción y protección del derecho a la libertad de opinión y de expresión, del Relator Especial sobre los derechos a la libertad de reunión pacífica y de asociación, y de la Relatora Especial sobre la situación de los defensores de derechos humanos