Sábado , 24 Junio 2017

El oriente olvidado

Según el opositor Eduardo Vázquez García, las Vegas de Jibacoa, del Caney de las Mercedes, en el municipio Bartolomé Mazó, en la provincia Granma; es un poblado que cuenta con unas cien casas y tiene un puesto médico construido de mampostería con tejas de fibrocemento, el piso de cemento sin pulir, el baño esta fuera y es una letrina.

Este caserío fue despojado de una  ambulancia que tenía y fue llevada para la cabecera municipal.  En la actualidad, los humildes pobladores de este caserío han tenido que bajar enfermos graves en improvisadas camillas de saco en hombros -incluso de madrugada- hasta el distante hospital municipal.

También en las Vegas de Jibacoa, la leche que se puede adquirir por la libreta de racionamiento para los niños menores de 7 años es en polvo, porque es un lugar  montañoso. En el mes de enero la tuvieron disponible para la compra el día 25, con la mala noticia que en el mes de febrero no la suministrarían.

En este lugar existe un camión de pasajeros al que llaman “Transporte Serrano” y que realiza un solo viaje a la semana.

También explica Eduardo que allí tienen una panadería que no hace el pan diario, sino cuando se acuerdan.

Granma, 1ro. de marzo de 2014.


 

Scroll To Top