Domingo , 25 Junio 2017

A las Primeras Damas presentes en la Cumbre de la CELAC

Distinguidas Señoras:

A Uds.,  que representan en sus respectivos países  la preservación  de los más preciados valores matrimoniales, familiares, sociales  y humanitarios, recurrimos con la esperanza  de que nos concedan su valiosa atención  y efectiva diligencia.

En los próximos  días ustedes visitaran  Cuba con motivo de la Cumbre de la CELAC que se celebrará en La Habana entre el  28 y 30 de enero, como representantes de gobiernos  que han sido escogidos democráticamente, todo lo contrario de lo que aquí sucede; es decir: ustedes son  representantes  legítimas de sus pueblos, el gobierno cubano no.

Simultáneamente a esta Cumbre, miembros de la oposición y de la sociedad civil cubana celebrarán el II Foro Democrático en Relaciones Internacionales y Derechos Humanos, en el que participará, entre otros,  el Movimiento de las Damas de Blanco.

El movimiento de las Damas de Blanco surgió en la “Primavera del 2003”, cuando 75 opositores pacíficos fueron detenidos arbitrariamente en  solo 72 horas.

Fuimos las madres, esposas, hermanas e hijas de aquellos detenidos quienes  iniciamos  este movimiento cuando decidimos marchar pacíficamente por las calles de la Habana, con un gladiolo en nuestras manos como símbolo de nuestra disposición  de exigir pacíficamente la libertad de nuestros seres queridos.  Hoy este movimiento está formado por un amplio abanico de mujeres que se han unido a nuestro reclamo.

Por ello  sufrimos a diario la represión de las fuerzas de seguridad del Estado;  por nuestro deseo de vivir en un país libre y democrático que disfrute  de la misma convivencia pacífica y plural que es posible en sus países.

Igual represión que la nuestra padecen  todos los movimientos  de oposición  y activistas pacíficos.  Este  año que acaba de terminar,  se  pudieron documentar  en Cuba más de 19.000 detenciones arbitrarias.

La andadura  que iniciamos aquella primavera del 2003 es ya una marcha nacional que se realiza en varias regiones del país cada domingo. Para nuestro movimiento es un honor invitarles  a reunirse con nosotras para acompañarles a asomarse a otro paisaje de la sociedad cubana.

Reciban ustedes nuestra más cordial bienvenida.
Berta  Soler Fernández

Representante del Movimiento Damas de Blanco “Laura Pollán”, Cuba


 

Scroll To Top